De la complejidad a la sencillez con Reconnective Healing – Margarita Álvarez con Silvia Manrique en FB Live


Silvia nos cuenta cómo pasó de vivir todo con dificultad a la simplicidad con la ayuda de Reconnective Healing.

23 de Mayo de 2019

En este vídeo:

✅ Lo que el hizo pasar de la resistencia a permitir lo mejor para ella
✅ La transformación que vivió en su Reconexión y después en los programas de formación
✅ Cómo se hicieron permanentes estas frecuencias en su vida
✅ Cómo pasó de la dificultad y complejidad a lo sencillo y amoroso para ella
✅ Por qué decide invitarte a dar el paso
✅ Cómo puedes acceder tú también a tu propia experiencia de inmersión en la sanación

Escucha la experiencia de Silvia y siente lo que transmite sobre esta nueva y poderosa forma de sanación.

Con Margarita Álvarez, instructora de los programas de The Reconnection en español.

Aprende tú también en ONE Experience 360: http://bit.ly/ONEMadrid360

– Hola de nuevo. Pues aquí estamos, haciendo la emisión con Silvia, que la vamos a añadir en breve, por aquí… vamos a ver…

Ya tenemos aquí algunas personas…

Y, en cuanto aparezca… ahí está Silvia.

Venga… añadiendo…

– ¡Chá chán!

– Eh, ¡a la primera!

– ¡Magia!

– Es increíble, increíble, increíble

– Bueno, Silvia, ¿qué tal? ¿cómo estás?

– Bien, estoy bien, estoy bien.

– Bueno, comentaros a todos que Silvia es facilitadora de Reconnective Healing, y también próximamente de la Reconexión Personal, y es posible que algunos la recordéis porque participó por teléfono en uno de los programas de Confidencias dando su testimonio, bueno, contando su experiencia cuando conectó la primera vez con las frecuencias. Bueno, concretamente después de su Reconexión, aunque, el que quiera oír ese testimonio se puede ir al canal de YouTube  y verlo, ver el programa de Confidencias allí.

Han pasado muchas cosas desde entonces…

– Sí, mucho

– …y hoy venimos específicamente a hablar sobre tu experiencia posterior, concretamente, con la formación. Entonces, por hacer un resumen muy rápido de cómo llegaste hasta… hasta las frecuencias y por qué decidiste hacer la formación después de eso.

– Yo llegué a las frecuencias porque un amigo me envió un WhatsApp con la foto del libro y me dijo: “Léelo que creo que va contigo, que te va a gustar, que te va a interesar” y lo compré y lo leí y a partir de ahí…

Pues yo noté en las manos, ¿no? Y eso, pues te crea ahí como… ya se… ya entró ahí la semillita. Quise saber más, quería saber más…

…y luego te encontré. Encontré una página en Facebook… así es en Facebook, no, en Internet, una página oficial de una tal Margarita Álvarez…

– Una tal…

– Una tal… Margarita Álvarez que no sé quién será…  Bueno, total, que hacía Reconexiones aquí en Bilbao. Y me fui directa, es que ni lo pensé, ni lo pensé.

Y, a partir de ahí, ufff… es que ha sido como… ¿cómo diría yo? como estar en… en un barco y dejarme llevar y soltarse muchas cosas que se han soltado solas y todo se ha ido abriendo y yo he ido por el camino… y he llegado.

Ha sido un poco así. Suena muy simple, pero es que es muy simple, es muy simple.

Es que en el momento en el que dejas de forzar, que dejas de buscar, pues aparece. Y aparecen cada vez más respuestas. Entonces esas respuestas te llevan a querer saber más. Es que ni siquiera son respuestas, es que es… se va haciendo la luz a medida que vas avanzando, ¿no? Y, entonces, pues dices: pues jolín, yo quiero más…, quiero más de esto, ¿no? Y bueno…así…

– Has comentado el libro, has hablado sobre el libro. El libro es “La Reconexión. Sana a otros, sánate a ti mismo”, que se puede encontrar en diversos sitios. En…

Sí, leí también el de Solomon.

Es el segundo libro, el primero lo ha escrito el doctor Eric Pearl, el segundo también, que se llama “Solomon Habla Sobre Reconectar Tu Vida”  Y para quienes no conocéis la historia, bueno, Eric se encontró con que existía algo que le estaba hablando, que se estaba comunicando con él a través de sus pacientes, hace ya pues 26 años, va a hacer este año, y él quiso saber más y al saber más pues esta…, este conjunto de energías, que no se define como una entidad sino como eso, como un conjunto de energías, que se estaba comunicando a través de él (o sea, con él a través de sus pacientes) pues decidió seguir comunicándose y seguir dándole algunas respuestas que están recogidas, las más importantes de ellas son las que él consideró que podían ser más útiles para todos, en este segundo libro que es “Solomon habla sobre reconectar tu vida” y que recomendamos que todo el mundo lea, tanto el de la Reconexión como el de Solomon.

Bueno, pues nada, pues todo se fue dando ¿no?, y llegaste hasta la formación y hasta O.N.E. Experience, que es donde enseñamos a facilitar, a conectar, interactuar y facilitar esta interacción con lo que llamamos estas frecuencias de Reconnective Healing y ahí ¿que pasó? así, en puntos resumidos, en puntos resumidos.

– Yo solté mucho mucho, jajajaja solté mucho, yo creo que fui la que más lloró, la que más rió… jajaja… fue una experiencia brutal, brutal, fue muchísimo, muchísimo de todo, de todo bueno, de sumergirte, sentí que me… que estaba envuelta, que el tiempo, como que se había parado ahí antes y después ¿no? para que ahí, es que no había tiempo, no había tiempo, es que parece… ese fin de semana pareció una vida, y eso, la sensación de estar… de estar sumergido en algo, de que te envolvía de que era ahí donde tenías que estar, que pertenecías a eso y… No me refiero al… al curso en sí ¿no? sino a todo lo que, lo que eso significa, lo que, lo que eso te trae.

No, es decir, “no, voy a formarme”, no, es que es mucho más que eso, es que, es que te aporta tanto… te aporta tanto… yo creo que no solo yo, sino más compañeros decían, es que esto lo tiene que saber la gente, es que esto tenía que… es que es inmenso, es que, es eso, es que es inmensidad y te lo llevas, es que te lo llevas, es que luego vuelves, te vas y te lo llevas, o sea, ya… ya es… ya estás impregnado de eso y… y te lo llevas, sin quererlo, sin… sin buscarlo ya está contigo y, a partir de ahí, todo… todo, no es que cambie, es que… porque está ahí, todo está ahí, ¿no? es que… todo se va resolviendo, los bloqueos se van disolviendo y los problemas ya no son problemas. Los llamamos problemas porque… pero deja de ser todo ese proceso mental de pelear con uno mismo, con el mundo… yo era mucho de pelear con todo ¿no? pelearme conmigo misma, con mis pensamientos, con todo… y, de repente, es que no estaba, estaba ahí, eso ha sido por, por… a partir de ahí ¿no? es que fue un… pfff… es que decir amor, lo que entendemos por amor, se queda muy, muy corto. Es mucho más que eso, es que ese inmenso, es inmensidad.

Es que faltan las palabras, realmente, faltan las palabras… yo… no sé…

A ver, invitar a las personas a que lo hagan, parece que les estás forzando a hacerlo, pero realmente lo que digo es desde el corazón… o sea, escuchadlo, ¿no? escuchadlo y, si hay un poquito que dices sí, tirad para delante, porque se, se abre, se abre el mundo… es que se expande todo, se disuelve todo, se disuelve y, de repente… eres, de repente eres, de repente eres.

Sí, eso… es que es muy sencillo, es que es todo tan sencillo…

– El otro día, cuando hacíamos la prueba, que era una prueba técnica más que… más que otra cosa, Silvia decía “pues no sé… no sé qué voy a decir”, y se puso a decir estas cosas, y yo me quedé igual que me he quedado ahora, simplemente, disfrutando, como creo que estaréis disfrutando de lo que… de lo que está diciendo y de lo que se siente cuando lo está diciendo. Y, es más, como ella dice, no son las palabras, es esa sensación… esa sensación. Es que entras en un Estado de Ser.

– Yo, la verdad, que yo fui al curso y hasta el último minuto decía “no voy”… una parte de mi empu… una parte no, estaba eso que es… qué es un todo ¿no? que, amorosamente, te empujaba, ¿no? me empujaba a ir, y luego estaba mi mente¿no? Silvia, que tú le tienes miedo a esto. Silvia, ¿cómo vas a ir? que mira, que cómo vas a estar con tanta gente desconocida, ¿no? Todos esos pensamientos que seguían ahí ¿no? aunque yo había sanado mucho… a ver, sí, yo tenía mucho, mucho tema…

Estaban ahí ¿no? porque, al final, eran unas conductas que yo tenía, todo muy arraigado, estaba ahí muy enquistado en mí, ¿no? que ya después de la Reconexión, durante este tiempo que fue un año hasta que yo hice este este curso, se había disuelto mucho, pero… pero si estaba ahí esos pensamientos ¿no? que, pues, bueno, que son como que están tanto tiempo ¿no? que están ahí, siguen ahí, como rebotando.

Cuando yo llegué allí, al curso, o sea, al curso, a la formación, a aquella experiencia, ¿no? yo no sentí… o sea, es que era fluir, es que era fluir, es que era… no había… no había… es que no había, no había miedo, porque no había… es que, de repente, no había emociones, sólo había un Estado de Ser, o sea, una cosa que no era algo, cómo lo explicaría yo… es que vuelvo a lo mismo, es que, de repente, te expandes de una manera… o sea, te… no hay… no hay un tú, no hay un yo ¿no? Hay un… hay un Todo, ¿no? y fue todo tan, tan maravilloso, o sea, maravilloso es que se queda corto, o sea… es que Fue, Fue, ¿no? Fue, fue algo real, ¿sabes? algo real, yo… pues puedes salir un día de fiesta “que bien me lo he pasado” ¿no? Ahí se ha quedado. No, no, es que esto… es que esto es, es algo… es que es Vida. Es que es Vida, es que, de repente, te encuentras con que no hace falta… no hace falta buscar, solo hay que dejar que entre ¿no? sólo hay que dejar emmm… sí, es que es así, o sea… y esto Reconnective Healing, la Reconexión, te dice “aquí”, y ya está. Es que, no hay más.

– ¿Hiciste tú algo para que eso se produjera? ¿hiciste tú algo para estar en ese estado?

– No, ni mucho menos, ni mucho menos, yo estaba… a ver, yo… yo sí quería estar bien. Evidentemente, nadie quiere estar sufriendo toda la vida, pero sí es verdad que incluso me lo decía la psicóloga ¿no? tú has tomado un papel de víctima y… y yo, en cierto modo, sí es verdad que yo estaba cómoda, a ver… yo sufría, sufría muchísimo, muchísimo, porque yo venía atrás con, pues bueno, con temas de violencia, con una autoestima… bueno, que me, que me decía “no es que la tengas baja, es que no tienes autoestima” ¿no?  Y yo venía, pues bueno, con una vida en la que había estado siempre buscando… siempre la sensación de estar metiendo la pata, de estar haciendo todo mal, de no llegar a  las cosas, de no acabar nada… total, un desastre. Yo era… “desastre: ejemplo yo”, o sea, el mejor ejemplo, ¿no? Y, de verdad, nunca terminaba nada, así que es imposible que yo hiciera nada bien… no terminaba nada, ¿no?

– En el curso específicamente, en el programa de formación, en… para estar en ese Estado de Ser que estás diciendo…

– No, allí, no, no, no, es que… es que ésta. Es que está. No sé, es que llegas allí y el ambiente es… no es, no es… iba a decir denso, pero no es de denso, es decir, quiero decir… quiero decir… el aire, ¿no? Es que lo veo ahora ¿no? entonces… entonces… pero ahora sé que estaban allí.

Ahora sé que estaban allí, porque he interactuado mucho más con ellas, las… he jugado más (entre comillas, ¿no?) he jugado más con ellas, entonces sé identificarlas, ¿no? ahora sé más identificarlas que antes, ¿no? Sí había leído el libro y había hecho él programa de formación anterior a éste ¿no? entonces… pero pero ahora sé que estaban allí, y, entonces, entras y es como si entraras en otro plano ¿no?

Y es que me resulta muy difícil explicarlo con palabras.

– No, es muy bonito, es muy bonito, no… realmente, yo me quedo escuchándolo y volviendo a verlo también, según tú lo vas contando.

– Sí

– La siguiente pregunta que teníamos… la primera era, bueno, cómo lo conociste, la… o cómo llegaste, decidiste conectar con ello; la segunda era qué te aportó el programa de formación; y la tercera es, bueno, tú estás también en el programa de profesionales de Reconnective Healing, en el plan StartUp, estás participando en una comunidad con otros facilitadores, esto es algo que vamos a incorporar, esta comunidad, específicamente, de Vivir en las Frecuencias, que es como se llama, la incorporamos a partir de este próximo mes de julio directamente en el programa de formación, es decir, las personas que vengan a la Inmersión en Vivo, después, van a tener durante un año reuniones y actividades con otros compañeros y con los mentores y esto es porque, bueno, pues hemos estado viendo, precisamente, los beneficios que tenía el poder estar en la comunidad y lo que la gente nos pedía, ¿no?

Bueno, pues esa es la siguiente pregunta: ¿qué es lo que te ha aportado a ti, o te está aportando, porque todavía estás ahí, sigues ahí…? ¿qué es lo que te está

– y no quiero irme, no quiero irme

aportando el… [Risas] Eso por lo del “todavía”… y estás aquí, en presente, – no es el momento, no, no, no. Mira, yo cuando, recuerdo, cuando acabé la formación, que les dije a dos compañeros, a Fernando Quevedo y a Alicia, Alicia Mateos (si me estás viendo, “hola”).

Les dije “¿y ahora qué hago con esto? ahora me voy a mi casa, a mi pueblito, y, ¿cómo integró esto yo en mi vida? A ver, a ver  cómo explico yo a la gente todo esto” ¿no?

Entonces, estar aquí y poder hablar con ot… de, de tus experiencias… porque, claro, entras, yo, personalmente, ¿no? he entrado en un proceso, en un proceso en el que, en el que se van disolviendo las cosas, como he dicho antes… porque yo lo… es que, para mí, es eso, ¿no? se… yo siento que se disuelven, no es que de repente ¡plop! desaparece todo, o tienes que darle… venga “si le das cinco golpes entonces desaparecen”. No, no, es que se disuelven ¿no? A medida que tú dices “voy a avanzar” de… ves cómo… cómo se va disolviendo, ¿no? y cómo explico yo esto a la gente, cómo les digo que… porque yo sé, yo sé donde vivo, yo sé cómo es mi entorno, ¿no? Yo conozco a las personas y… yo decía, “no puedo”.

Y luego, por otro lado, mi experiencia, yo, a ver… como… ¿con quién hablo yo de esto? ¿no? para mí es… y que los, y que los demás compartan también, escucharlo ¿no? No es que yo vaya a decir “pues a mí me pasa lo mismo” No. Es que yo creo que… yo siento que crezco con las experiencias de los demás, que, en muchos casos son diferentes a las mías, porque cada uno es diferente,  necesita… necesita unas cosas diferentes y eso es lo que se le da, ni más, ni menos.

Y, para mí, está siendo… pues yo creo, yo creo, es que no sé, yo no sé lo que sería si no tuviera… si no estuviera en este grupo, pero… pero la verdad que, que es que estoy donde tengo que estar.

Es que… es que hay que hacerlo.

– Hay que hacerlo. ¿Si tuvieras… y si tuvieras que elegir una sola cosa de toda esta experiencia que, desde el inicio de la formación hasta hasta ahora, o desde que tomaste la decisión de hacerla hasta ahora, una cosa que destaque? Ya sé que hay muchas, pero una cosa que destaque, unas… alguna frase, una palabra de todo esto que llevas vivido hasta ahora ¿cuál sería? La primera que se te viene a la mente.

– Pues se me ha venido “Simplicidad”.

Me ha venido, Simplicidad. Sí.

– Muy bien, pues aquí tenemos la experiencia de Silvia. Muchas gracias.

Como os he dicho, ya también es facilitadora, entonces, si queréis contactar con ella, si queréis más información sobre su experiencia o sobre los próximos programas, ella también os la puede dar y ¿como contactar contigo?

– Bueno, mi página se llama Vida, ¿cómo no?

– ¿Página de Facebook o página web?

– No, página de Facebook.

– ¿Solo Vida?

– Sí, Vida, y, muy simple, muy sencillo, y mi número de teléfono es 631 40 60 74

– + 34 por delante para quien escriba por WhatsApp desde fuera de España.

Muy bien, pues nada, corazón, muchas gracias, ha sido un placer tenerte aquí. Ha sido un placer desde el principio de todo, desde que apareciste allí para hacer tu Reconexión y, al igual que ha pasado con otras personas, quienes tenemos el privilegio de ver la transformación de otros, es muy bonito recordar el verlo, ¿no? El recordar aquel… aquel día que entraste y que no sabías si te estabas metiendo en “no se sabe muy bien dónde”, y saliste de allí diciendo “Ahora. Ahora sí entiendo lo del AMOR, y el AMOR con mayúsculas” y después…

– Y además con todas las letras con amor, eh, todas, todas las letras mayúsculas, todas, todas. Verte en el programa de formación reír, llorar, como has dicho, y ver ahora también, y el otro día que me hablabas de la de la Felicidad. Todo eso es un regalo precioso, así que muchísimas gracias por estar aquí y por ser parte de esto, y por… por participar. Por ser. Y aquí seguimos.

– Aquí seguiremos.

– Un besito para todos y nos vemos en la próxima. Disfrutad de las frecuencias.

– Agur

– Agur.

Reconnective Healing® está considerada la forma de sanación energética más avanzada del planeta, que viene a nosotros en forma de Luz e Información y nos ayuda como un catalizador en nuestra evolución.

Puedes recibir de una a tres sesiones personales de Reconnective Healing®, de forma presencial o a distancia, reservando aquí:
https://aldeadeluz.com/sesionRHd

Y también tu Reconexión Personal, que se realiza una sola vez en la vida, en dos sesiones y siempre de forma presencial:
https://aldeadeluz.com/sesionesRx

Comienza con El Portal online
https://aldeadeluz.com/TheReconnection/Portal

Para aprender Reconnective Healing®:

ONE Experience
https://aldeadeluz.com/TheReconnection/ONE



Deja un comentario